jueves, 11 de septiembre de 2014

Se hace camino al andar

A diario se hace camino al andar y así  recorro el camino que me separa desde mi apartamento aquí en La Habana rumbo a mis responsabilidades frente a los micrófonos de la radio nacional cubana.
Disfruto infinitamente los paisajes que me rodean, la naturaleza de la cual me nutro espiritualmente.
Esas plantas, la tierra mojada, las nubes que se tornan dibujos indescifrables.
Este blog solo tiene el sencillo propósito de regalarles a sus seguidores imágenes y que sean ellas las protagonistas del mismo, no el texto que este bloguero pueda escribir para calzar cada artículo.
Y deseo compartir este apacible trayecto que me regala la vida.  
 
  
 
 
 
 
 
 
 
 
 
  A lo lejos, una solitaria Palma Real que tanto disfrutaba contemplar en mi camino, fue atravesada por un rayo y así quedó su triste penacho.
La propia naturaleza me quitó ese regalo. 
 La naturaleza nos brinda imágenes realmente mágicas.